Inicio » ConVIVIR » Niños y perros -Capítulo 234

Niños y perros -Capítulo 234

Introducción: Una Aventura en el Monte

¡Hola, explorador canino! Te hablo desde un monte, ¡nuestro lugar de aventuras favorito! Estamos junto al río, seguro oyes el agua, los pájaros y nuestras pisadas. Imagina que estás aquí conmigo y hablemos de un tema que me tomó dos años experimentar: niños y perros. Me encanta hablar desde la vivencia, si no lo he sentido, no lo he aprendido.

Primera Etapa: Preparándonos para la Convivencia

Así que hoy te contaré mi experiencia sobre la maternidad humana junto a los perros y las claves para una buena convivencia. Antes de empezar, si deseas más información sobre este tema, te recomiendo a Tamara de Creciendo entre Perros, pues no tengo planes de impartir cursos ni formaciones al respecto.

La Llegada del Bebé y la Adaptación Canina

Ahora sí, comencemos. Existen varios casos en la relación niños-perros. Uno sería cuando estamos embarazados y ya compartimos la vida con un perro. Aquí, la prevención es fundamental. Cuanto antes les demos herramientas para adaptarse a la situación, mejor. He visto casos donde se dan cuenta tarde de que su perro no tolera a los niños.

Comprendiendo la Perspectiva Canina

Aunque cuando nace el bebé, los perros no lo ven tanto como un niño sino como un cachorro. Lo interesante es que en comparación con los cachorros caninos, los tiempos de adaptación con niños humanos son mucho más prolongados. No hablamos de semanas, sino de meses e incluso años.

Segunda Etapa: La Convivencia Cotidiana

¡Eh, explorador canino! ¿Te has dado cuenta de que tienes más tiempo para hacer muchas cosas y habituar a muchas más cosas? ¡Es genial y relajante! Pero también es un desafío, sobre todo cuando hablamos de cuidar a un cachorro humano. Ser madre o padre humano es una aventura retadora y poco visibilizada en la sociedad.

Conexión con Nuestra Parte Animal

He aprendido a ser más humilde y a sentir compasión conmigo misma. A veces me sorprendo pensando en cómo no daba importancia a ciertas cosas antes de ser madre. Nuestra cultura suele restarle valor al cuidado de los niños.

Conexión con el Cachorro, Ya Sea Humano o Canino

Pero volviendo al tema, cuando sabes acompañar a un cachorro de perro, también sabes acompañar a un cachorro humano. Al final, es conectar con nuestra parte animal, porque somos animales. Cuanto más conectes, mejor podrás seguir tu intuición natural.

Tercera Etapa: Supervisión y Protección

Una vez hayas conectado con esa parte animal, será mucho más fácil conectar con el cachorro, ya sea humano o perro. Se trata de sostener a un ser que aún no es autónomo y depende totalmente de ti física, emocional y mentalmente. Entonces, aventurero canino, ¿estás listo para enfrentarte a este desafío? ¡Adelante!

Creando un Ambiente Beneficioso

¡Prepárate para una aventura emocionante! Tu misión será crear un ambiente tan beneficioso que prácticamente no tendrás que hacer nada, solo supervisar y estar presente. ¿Suena fácil, verdad? Pues lo es, porque al final, cuanto menos hagas, mejor. Deja que todo fluya y verás cómo tanto perros como niños aprenden a estar juntos.

Cuarta Etapa: Etapas de la Convivencia

Ahora, vamos a dividir esta aventura en etapas. Seguro que me olvido de algo, pero imagina que estamos caminando juntos mientras charlamos. ¡Incluso podrías haber metido el pie en un charco y habríamos compartido unas risas!

Quinta Etapa: Embarazo y Planificación

Primera etapa: el embarazo. Aquí es fundamental que formes equipo con alguien, sin importar quién sea. Estamos en la era de la libertad y lo importante es tener apoyo. Si estás solo en esta etapa, busca otras formas de ayuda y delega en quien puedas.

Sexta Etapa: La Logística en la Convivencia

El tiempo es un caos, ¿verdad? Lo recuerdo como una nube en la cabeza que no dejaba ver nada. Por eso, si tienes todo bien organizado, será mucho más fácil, especialmente si vives en ciudad. En el campo, como nosotros, al menos hay jardín y cada salida es a campo abierto para olfatear. Pero en ciudad, es imprescindible tener la logística bien atada.

Séptima Etapa: Preparación y Adaptación

Incluso podrías apoyarte en un buen profesional para los momentos externos. La parte interna la harás tú, porque estarás mucho en casa. Uno de los primeros momentos será hacer guarida con tu cría y tus perros. Ese momento lo recuerdo con cariño, porque al final estás en el ciclo sin fin de comer, dormir y demás.

Octava Etapa: Cuidando a los Compañeros caninos

Al principio limitamos espacios, aunque nuestros perros duermen con todo abierto. No duermen en la cama, pero sí en la habitación. Cuando nació la mini exploradora, al principio puse distancia para ver qué pasaba, pues también eran muchos y estaba Nico que ahora vive con nosotros.

Novena Etapa: Supervisión y Respeto

En fin, todo era caótico y queríamos ponérnoslo fácil. Así que, ¡prepárate para esta gran aventura!

Vamos, explorador canino! Te cuento que antes de la llegada de la mini exploradora, ya entrenamos a los piracanes para que no durmieran en cualquier lugar. Esto es clave para evitar que asocien a la pequeña con restricciones.

Conexión y Protección

Un día, en el ciclo sin fin, me puse a llorar porque necesitaba a mis compañeros perrunos. Aunque tenía visitas de mi madre y pareja, no era lo mismo. Cuando Bongo, mi gran compañero, pudo estar conmigo, ¡fue mágico! Esa conexión mientras cuidas al bebé es única y se queda grabada en nuestra mochila de recuerdos molones para siempre.

Gestión de Situaciones y Buenas Prácticas

Para lograr esa calma, hay que cubrir las necesidades del perro y tener en cuenta las visitas tanto para ellos como para el bebé. ¿Cómo gestionarás esto? Lo ideal es ir al origen y prepararlo todo con anticipación.

Enfrentando los Desafíos

Recuerdo hablar con Tamara sobre cómo me preparé. No es que no hiciera nada, sino que me ocupé de las bases y necesidades de mis piracanes. Gracias a eso, todo fluyó de manera natural y orgánica. ¡No es casualidad! Hay mucho trabajo detrás. Entonces, asegúrate de cubrir todas las necesidades para que todos estén felices en esta nueva aventura.

Supervisión y Protección Constante

Sí, es crucial enfocarse en adaptarse al llanto y otras situaciones nuevas para que tu perro se acostumbre a la llegada del bebé. Al principio, los primeros meses pueden ser un caos total, pero poco a poco, verás la luz al final del túnel y todo comenzará a estabilizarse.

Exploración del Bebé y Supervisión

Cuando el pequeño explorador humano empiece a gatear, presta mucha atención, ya que querrá acercarse al perro constantemente sin entender si hace daño o hay peligro. Tu tarea será supervisar sin coartar la libertad de ambos.

Convivencia Cercana y Libertad de Movimiento

Con el tiempo, el niño entenderá más, pero también le resultará divertido ponerte nervioso. Mantén la calma y protege al perro en todo momento. ¡Ah! Y no olvides llevar a tu explorador canino atado cuando no tengas buena visibilidad.

Conclusión

En resumen, durante todas estas etapas, es fundamental estar pendiente de que el bebé y el perro tengan libertad de movimiento mientras tú supervisas y proteges a tu compañero canino.

Así que, me supera cuando la miniesploradora agarra al perrito del pellejillo, y claro, me pongo intensa. Ella lo nota y le hace gracia. Esto me ha pasado siempre, no solo con bebés, sino con todo tipo de humanos. Cada vez que me enfado, la gente se ríe. No sé si es porque siempre sonrío y cuando me enfado no me creen, pero es curioso.

Consejos para una Convivencia Respetuosa

Dejando eso a un lado, si tuviera que dar un consejo, os diría supervisión y proteger al perro. Tener claro que el perro no tiene que aguantar nada de nadie, mucho menos de tu hijo o hija. Recuerdo hace años un vecino que tenía un bebé y un perro. Me decía que el perro gruñía al niño, pero resultó ser porque le hacían el caballito. Olvidaros de esas cosas, niños haciendo caballitos a los perros o tirando de las orejas, no.

Respeto y Protección

No podemos acostumbrar a un perro a que respete sin respetarlo. Hay que darle herramientas buenas para que sea seguro y así pueda enfrentarse a situaciones difíciles. No crear un ambiente hostil desde el principio.

Cuidado de Cachorros y Niños

Igual ocurre con los cachorros; hagamos lo mejor posible para que tengan herramientas ante situaciones de miedo o similares. Lo mismo pasa en la convivencia con los pequeños exploradores humanos.

Convivencia en Armonía

¡Explorador canino! La convivencia es clave para crear lazos de confianza entre tú y tu perro. Imagina que, por accidente, tu miniesploradora humana le da un golpe con el tenedor al perro. Lo ideal es que el perro entienda lo sucedido y no se repita.

Convivencia Cotidiana con Perros y Niños

La vida en casa es una aventura extrema. Los perros están en todos los rincones, compartiendo el espacio reducido. Si a eso le sumas un pequeño humano, ¡la situación se vuelve aún más emocionante!

Conclusion: Disfrutando de Cada Aventura

Ahora bien, olvídate de la idea de tener dos cachorros a la vez, uno humano y otro canino. Sostener y acompañar a un cachorro ya es una tarea titánica. Imagina hacerlo con dos especies diferentes al mismo tiempo.

Recomendación: Una Aventura a la Vez

Por ejemplo, tras mi cesárea tardé meses en recuperarme. Si durante ese tiempo hubiera tenido que cuidar tanto de mi miniesploradora humana como de un cachorro canino, además de atender a los otros adultos, ¡hubiera sido insostenible! Así que te desaconsejo totalmente esa idea.

Reflexión Final

En resumen, primero un cachorro y luego otro, ¡vaya aventura! Pero tranquilo, si ya has pasado por esto, escríbeme y nos ponemos manos a la obra. Si puedes elegir, te recomiendo esperar un poco. De hecho, tuve la oportunidad de traer un cachorro a casa antes del nacimiento de la mini exploradora y decidimos no hacerlo. Aunque me encantan los cachorros, pienso en los perros senior que ya están en casa y no quiero agobiarlos.

Despedida y Futuras Aventuras

En fin, este podcast reflexivo y caótico está lleno de información valiosa. Si te pones a apuntar todo, seguro que obtendrías material para otro libro. Por cierto, he terminado el manuscrito del próximo libro que saldrá en marzo. ¡Estoy súper emocionada! Me encanta crear para vosotros, exploradores caninos.

Continuando la Aventura

Hacer este podcast es terapéutico y me anima mucho. Me imagino que caminamos juntos en estas aventuras. Si quieres más información y no perderte nada, visita patoeducadora.com y apúntate a las cartas de PAT.

Próxima Aventura Literaria

Por último, os cuento que este es el último podcast grabado del año. El 20 de diciembre a las 12 del mediodía estaré en directo en mi canal de YouTube e Instagram hablando sobre un libro fascinante: «Perros Sueltos y Libres» de Marc Bekoff y Jessica .

¡Al abordaje!

Pat y Piracanes

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Biblioteca canina

Hablamos sobre…

Recuerda, tienes disponibles otros recursos relacionados con este tema en mi web:

clase gratuita el cachorro en casa
El cachorro en casa
Primeros pasos para convertir a tu cachorro en un perro todoterreno feliz